martes, 4 octubre 2022
InicioTres fotosCara y cruz del muay thai rondeño en Estepona

Cara y cruz del muay thai rondeño en Estepona

El muay thai rondeño de la mano de David Guerrero sigue en auge. El Lum King Ko sigue sacando peleadores para veladas de nivel y campeonatos importantes. El pasado sábado tres pupilos de David acudieron al evento organizado en Estepona por Golden Boy, y aunque no se obtuvieron los resultados esperados por diferentes circunstancias, el preparador rondeño venía satisfecho por el trabajo de sus chicos.

El más joven y menos experto en el ring fue el que mejor resultado obtuvo. Lucas Gigante lleva tan solo 5 meses entrenando thai, pero sus cualidades le auguran un buen futuro si sigue trabajando como le pide Guerrero. El joven de 15 años venció en su pelea amateur. “Tiene habilidades, es zurdo, se le da muy bien, hizo un combate muy bueno que nos sorprendió a todos, si sigue así tendrá un futuro prometedor”, nos decía su técnico.

La cara amarga de la velada se la llevaron Samuel Palmero e Ismael Bradezzmane. El primero fue víctima de algo que no debiera nunca darse. Su adversario se presentó con casi 7 kilos de lo que pedía su peso. Una diferencia de tres categorías, cuando tenía que pesar 68 kg. David Guerrero con buen criterio se negó a dejar a su pupilo subir al ring, llega a ser peligroso ese tipo de enfrentamientos con tanta diferencia en la bascula.

A Ismael la mala pasada se la jugaron los aspectos subjetivos que rodean a este deporte. La médico que la organización contrató para el evento decidió bajar del ring al de Montejaque por una brecha de tres puntos, algo que según nos decía su entrenador, es algo habitual y según el criterio del que decide se sigue o no.

David nos contaba como fue la pelea de Bradezzmane; “Ismael tuvo una pelea profesional que teníamos muchas ganas de hacer, empezaron los dos muy bien, haciendo cada uno su trabajo, Colado es más rápido que Ismael y con muchos golpes y nosotros hicimos una estrategia diferente, a agarrarlo bien y acortarle las distancias para que no se encontrara cómodo, y en el primer round hicieron una buena pelea. En el 2º round, Ismael tiró un par de manos más fuera de lo que habíamos trabajado, y Colado en una rodilla en salto le da en la barbilla provocando una brecha de tres puntos de sutura, y aunque en cualquier velada se hubiera continuado porque yo hubiera curado, pero este médico no está preparado para estos combates y nos paró la pelea. Nos vinimos con un mal sabor de boca, pero bueno es cosa del juego unas veces nos toca a nosotros y otras a otros. Lo importante es que los chicos van haciendo mejor muay thai y trabajando mejor, y ahora a esperar a la próxima pelea que será en Marbella”.

Publicidad

Lo más leído...